Caída del Cabello

La caída del cabello o alopecia responde a múltiples causas, la misma puede ser difusa o localizada, transitoria o definitiva.

La gran mayoría de las veces la herencia junto con el sexo (hombres) son el principal determinante.

En el caso de las mujeres es menos frecuente, pero el Patrón Femenino de Perdida de Pelo, ocurre entre un 5% a un 30% dependiendo de la edad. Puede ir acompañado o no de un exceso de andrógenos.

Otras veces lo que determinan su aparición secundaria son enfermedades autoinmunes, desordenes metabólicos, tóxicos, alteraciones hormonales, medicamentos, déficit nutricionales, etc.

La mayoría de las alopecias tienen tratamiento médico efectivo, lo importante es la consulta precoz para comenzar cuanto antes el mismo, evitando áreas extensas despobladas de cabello.

Para arribar a un correcto diagnóstico es importante el examen clínico del cuero cabelludo y el interrogatorio buscando posibles causas o hechos que la hallan desencadenado.

Los tratamientos médicos con evidencia  científica y utilizados en todo el  mundo se basan en la utilización de minoxidil  y finasteride, dos fármacos aprobados por la FDA para su utilización en el tratamiento de las alopcias.

Luego de 4 meses de tratamiento comenzará a notar crecimiento de pelo nuevo y disminución del área despoblada.

Los efectos indeseables son menores al 2% y reversibles.

Como práctica complementaria es muy útil la aplicación de mesoterapia capilar con fármacos específicos para tal fin.